Investigadores observan relación entre COVID-19 y disfunción eréctil

COVID-19 y disfunción eréctil

*Llaman a vacunarse para evitar la condición

Si bien científicos han descubierto que la enfermedad que provoca el virus SARS-CoV-2 deja secuelas peculiares en algunas personas, tal es el caso de la disminución de olfato y gusto, así como fatiga o dificultades para respirar normalmente, científicos han analizado la relación de la COVID-19 y disfunción eréctil ya que existe la posibilidad de que la enfermedad esté teniendo efectos en órganos reproductores masculinos.

Y es que, cientos de artículos médicos de científicos en Europa y América del Norte, así como en Egipto, Turquía, Irán y Tailandia, hablan de una conexión entre la COVID-19 y disfunción eréctil.

Las variaciones en cuanto a la magnitud del problema son diversas. De acuerdo con un artículo del doctor Ranjith Ramasamy, director de urología reproductiva del Instituto de Urología Desai Sethi de la Universidad de Miami, él y sus colegas encontraron que el riesgo de disfunción eréctil aumentó en un 20 por ciento después de luchar contra el Covid, pero otros investigadores han reportado aumentos mayores a ese.

Cuando los pacientes comenzaron a acudir a la clínica del doctor Ramasamy quejándose de problemas de erección, «lo descartamos, pensando que todo era psicológico o inducido por el estrés», dijo.

Sin embargo, precisó, con el tiempo, él y otros médicos comenzaron a ver un patrón relacionado a la COVID-19 y disfunción eréctil. «Seis meses después de la infección inicial, los pacientes mejoraron en general, pero continuaron quejándose de estos problemas», incluida la disfunción eréctil y el recuento bajo de espermatozoides.

Un estudio realizado por la división de Endocrinología y Sexología Médica del Departamento de Medicina de la Universidad de Roma Tor Vergata, detalla que además de mecanismos fisiopatológicos como estado psicológico, la edad, el Índice de Masa Corporal y enfermedades cardiovasculares, la disfunción eréctil «posiblemente pueda ocurrir tras desarrollar COVID-19».

Cuando comparó a los hombres que habían estado enfermos con COVID contra aquellos que no, descubrió que los que habían estado infectados tenían casi seis veces más probabilidades de reportar impotencia que los que habían evitado el coronavirus.

«Comunicar que la enfermedad puede afectar su vida sexual es un mensaje tremendamente poderoso», especialmente para los hombres que aún se resisten a la vacunación, dijo el Dr. Jannini en una entrevista de acuerdo con The New York Times. «La evidencia es muy fuerte».

En ese sentido, apuntó que, a diferencia de lo que muchos creen, la vacunación universal contra el COVID-19 y el equipo de protección personal «posiblemente podrían tener el beneficio adicional de prevenir las disfunciones sexuales».

Cabe destacar que la investigación a partir de escaneos de imágenes y biopsias indica que el coronavirus puede infectar el tejido dentro del tracto genital masculino, donde puede permanecer mucho tiempo después de la infección inicial. 

Los estudios no son concluyentes, pues los investigadores sugieren que aún es demasiado pronto para asegurar que hay vínculo especifico entre la COVID-19 y disfunción eréctil, pues están en juego factores psicológicos y fisiológicos que se potencializaron durante la pandemia que produjo aislamiento social, aumento de la ansiedad y la depresión.

Ante ello, especialistas llaman a usar la vacuna contra el virus para evitar la enfermedad.

Te puede interesar: Refuerzos de vacuna COVID-19, la clave para que adultos mayores se reintegren a sus comunidades

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Mantente conectado

943FansLike
1,621FollowersFollow
232FollowersFollow
124SubscribersSubscribe

Últimos artículos

Español de México